Cintillo Oficial Gobierno

Carlo Caputo

 
 
 
Carlo Caputo llegó de Italia en plena dictadura perezjimenista. Luego de derrocada ésta, y en los albores de la democracia, hace 33 años, Carlo fue Estudiante Asistente en el recién fundado IVIC. Se graduó de Biólogo, y junto a otros que fueron la primera camada de científicos pichones, ingresó al IVIC como Estudiante Graduado en 1961.
 
En 1971 Carlo obtuvo su Doctorado en la Universidad de Rochester y a su regreso al IVIC fundó el Laboratorio de Biofísica del Músculo, siendo pionero de los estudios de fisiología y biofísica muscular en el país y en Latinoamérica. Para esa época, mi segundo tutor, el Dr. Villegas, me orientó hacia los estudios sobre la contracción muscular y entré a trabajar con Carlo.
 
Pero Carlo tiene otro aspecto muy importante: su lucha permanente para que los científicos que forma, trabajen en Venezuela. Esto lo aprendí de fuente directa.
 
A mi regreso de Cambridge y luego de 8 años de ausencia, Carlo me abrió las puertas de su Laboratorio, me proporcionó el apoyo moral y la infraestructura necesaria para iniciar mi nuevo Laboratorio. Carlo me enseñó lo desprendido que debe ser un maestro científico con sus discípulos.
 
El último aspecto de Carlo al que me voy a referir hoy se refiere a Carlo Caputo como científico. Carlo ha estado asociado a las Universidades de Duke, Rochester y Cambridge siendo Fellow del Churchill College. Asimismo, ha tenido estrechos vínculos con la Universidad de Rhur en Alemania y la de Lund en Suecia. Carlo es un científico de reputación internacional en el campo del acoplamiento excitación-contracción en el músculo.
 
Con tristeza me di cuenta de que en nuestro Centro debíamos votar para permitir a nuestros maestros seguir trabajando. Recibí con desasosiego la solicitud que me hicieran de tener que emitir un voto para permitir que mi maestro Carlo pudiera continuar haciendo investigación en su Laboratorio... El orgullo que siento por la contribución de Carlo también lo sienten sus colegas trabajadores del Centro, en especial su colaboradora científica más cercana, la Licenciada Pura Bolaños, quien lo ha acompañado haciendo experimentos electrofisiológicos durante los últimos 20 años.
 
Como venezolano me satisface profundamente que otro venezolano, luego de una destacadísima trayectoria científica internacional hecha en nuestra querida Venezuela, reciba nuestro homenaje como Investigador Emérito del IVIC. Es un honor para mí haber tenido la oportunidad de hacer esta semblanza de mi maestro. ¡Adelante Carlo!
 
Visto por Raúl Padrón, Investigador.
Visitas: 541